IV. Cursos Formativo Buy&Hold – ¿Cómo establecer el precio objetivo de una acción?

IV. Cursos Formativo Buy&Hold – ¿Cómo establecer el precio objetivo de una acción?

Antonio Aspas, socio de Buy&Hold nos trae la cuarta entrega de los cursos formativos Buy&Hold En esta ocasión nos muestra cómo establecer el precio objetivo de una acción, y para ello no solo nos explica los métodos existentes y cómo aplicarlos, sino que se apoya en ejemplos de compañías reales para facilitar la compresión y la asimilación de los conceptos que cuenta.

En los anteriores cursos formativos os hemos hablado sobre cómo analizar una empresa, en qué ventajas competitivas hay que fijarse antes de invertir y la valoración por múltiplos. En esta cuarta entrega, queremos mostraros y acercaros la manera en la que en Buy&Hold establecemos el precio objetivo de una acción.

¿Cómo establecer el precio objetivo de una acción?

Antonio Aspas Buy&Hold

Hay dos formas para establecer el precio objetivo de una empresa: por múltiplos y por descuento de flujos.

Por múltiplos

Como ya vimos en el anterior curso formativo, lo primero que hacemos es seleccionar sobre qué ratio aplicar el multiplicador, y cómo ya vimos en otros cursos nuestro favorito es el EV/EVIT, aunque hay otros que también son muy válidos.

Lo siguiente que hacemos con este método es elegir sobre los datos de qué año queremos coger el dato de ratio, que lo podemos hacer con el año cerrado, los últimos 12 meses, con el estimado del año en curso (que es el que nosotros normalmente usamos) o con un futuro para los próximos años.

Y lo último que tenemos que hacer es por cuántas veces vamos a multiplicar el ratio que usemos. Para ello dependerá de varios factores, ya que no existe una respuesta exacta, como el crecimiento histórico de las ventas u beneficios de la compañía, la ciclicidad de los resultados o las previsiones de crecimiento futuras (ley de los grandes números)Las principales ventajas de la calculo por múltiplos es que es algo sencillo a la vez que intuitivo, y muy útil, ya que te da u precio objetivo.

Pero también tiene unos inconvenientes, como que es estático y muy difícil de comparar (ya que no se puede utilizar un único ratio para todas las compañías), y por todo esto vemos que es un ratio bastante simplista.

Descuento de flujos

Con este método, lo que hacemos es ver cuál es el flujo de caja libre que va a quedar todos los años sobre una compañía y descontarlos al valor actual (una tasa de descuentos que es la que nosotros consideramos que queremos obtener en función de las características de la compañía)

La principal ventaja que tiene este método es matemáticamente correcto, ya que si aplicamos la matemática estadística nos va a dar un precio sólido y es fácil de explicar el por qué.

Los principales inconvenientes que tiene son los cálculos de los flujos futuros, y por otra parte el peso del valor final.

 

Durante el curso formativo, Antonio Aspas pone varios ejemplos de empresas reales tales como Hermes, BMW, Amazón, Netflix, Cie Automotiv, Henkel, Google… y se apoya en ellas para analizar de forma precisa lo que explica en el curso.