Descubre en qué invierte Rafael Valera en B&H Renta Fija

Descubre en qué invierte Rafael Valera en B&H Renta Fija

 De qué rentabilidad estamos hablando frente al Benchmark, al activo o al mercado de referencia?

No tenemos Benchmark de referencia, cuando lanzamos el fondo en octubre del año pasado, teníamos un compromiso con todos los inversores que lo hicieron antes del 31 de diciembre, y es que, si en 38 meses el fondo no gana dinero, les devolveríamos el 100% de las comisiones cobradas. No voy a decir que esto sea raro, pero somos los únicos que lo hemos hecho hasta la fecha, y eso que en España igual hay unos 40 años de historia de fondos de inversión y nadie lo había hecho. El objetivo que tenemos es, cómo mínimo, preservar el capital que tenemos durante esos 18 meses (que es el horizonte temporal)

¿Para que tipo de ahorradores sería ideal este producto? ¿Para qué perfil?

Para personas que estén dispuestas a invertir, y para personas que se inician que pasan del depósito y dicen -Oye voy a probar-, pues incluso para estos, si tienen un horizonte temporal de, al menos 18 meses. Si lo que están pesando es desde comprar cualquier bien en 12 meses, pues no les recomiendo entrar aquí, que sigan en su depósito (o donde quieran)

A su juicio, ¿Cuál ha sido la clave de este mejor comportamiento en un entorno, el de la renta fija, que cada año desde los últimos ejercicios se vuelve un poquito más complicado, si cabe, de gestionar?

Nosotros antes éramos asesores, éramos una EAFI (una empresa de asesoramiento financiero) que nos hemos transformado en gestora, porque nuestra vocación desde siempre ha sido la de gestionar y en nuestras vidas pretéritas hemos gestionado en distintas gestoras (tanto vehículos de renta fija como de renta variable). Nuestra filosofía es una filosofía de invertir, de prestar dinero a empresas que pensemos nos lo van a devolver, sino no lo préstamos. Somos gestores de crédito, lo que significa que lo que hacemos es analizar esa capacidad de devolución de las deudas, de ese análisis de riesgo; cuando uno va a un banco y pide un crédito le analizan y normalmente los bancos están muy confortables con que tengas una nómina, con que tengas una pensión… y están muy poco confortables con gente que ellos entienden que tienen menos seguridad.

Nuestra forma de analizar los riesgos no es el de un banco, sino que lo que hacemos es analizar empresas y vemos su futuro de su capacidad de devolución (su solvencia y su solvencia a futura) o si esa empresa va a ser comprada por un competidor que es mucho más solvente que ellos, que en ese caso entraríamos, y así se dan muchas circunstancias.

Entiendo que se centran en deuda corporativa ¿O también invierten en deuda soberana, de estado o de administraciones?

Invertimos principalmente en deuda corporativa y puntualmente u oportunísticamente en deuda gubernamental o de estados o de regiones. El año pasado estuvimos invertidos en Portugal y estamos vendidos (en el argot decimos cortos) este último año de deuda soberana alemana a cinco años, que por estar vendidos te están pagando (es una cosa que cuando la contemos en el futuro, cuando se lo cuente a mis niestos no lo entenderán) porque no puede ser a perpetuidad el que te paguen, no por prestar  por lo contrario, es como que te paguen por alquilar casas, es una cosa que si se diera pienso que duraría poco tiempo.

Ahora mismo están vendidos de deuda soberana alemana a cinco años ¿Cómo selecciona esos bonos que analiza en detalle que mira esa capacidad de devolución de las deudas para decidir si las incluís o no en cartera? ¿Cuál sería el método de aproximación de los miles de compañías que hay en el mercado?

Después de muchos años en el mercado de bonos (más de 25 años) sería absurdo decirte que utilizo un método cuantitativo que también al final, en cualquier ordenador o en Bloomberg puedes poner una serie de ratios de unas compañías y te va a filtrar por rentabilidades y si quieres te fijas más en unas o en otras pero hay compañías que uno va siguiendo y vas viendo emisiones que van saliendo, es el día a día, es como el pescador que va a pescar todos los días, pues aquí pasa un poco lo mismo, es un oficio que uno va adquiriendo y si yo me pusiera aquí a dar bolas de golf, como le he dado muy pocas pues lo haría bastante mal, pero en seleccionar bonos, como lo hago todos los días, pues es una forma, no voy a decir que natural, pero que al final es un oficio.

¿Cuál es el grado de rotación que ha hecho en su cartera en este fondo (B&H Renta Fija FI) en este último año?

Este año la rotación es muy baja porque los mercados, en general, han estado bastante parados, bastante estables. Tuvimos un rally en febrero que no solamente fue de bolsa, sino que también fue de crédito, donde los bonos tuvieron un recorrido extraordinario, ahí si llegamos a tener una bola de cristal habría que vender, algo venderíamos sí, pero a toro posado es muy fácil decir, -tenía que haberlo vendido todo, pues no lo vendimos todo, ni mucho menos.

Aryzta es una compañía relacionada con temas de panadería… ¿Pero en bolsa?

En bolsa no hemos tocado Aryzta, hemos comprado la deuda. En bolsa Aryzta es una compañía muy apalancada, donde la materia prima ha subido bastante, los márgenes se le han reducido, los clientes que tiene son más grandes que la propia compañía, negociar con McDonals los bollos no debe ser fácil, porque ofrecen un producto barato muy sensible al precio y negociar con ese tipo de compañías, con ese tipo de multinacionales muy difícil.

Me mencionaba otra compañía con riesgo (MOBY)

Otra compañía de mayor riesgo que hemos vendido estos días, porque la hemos tenido en cartera, pero ha publicado los resultados semestrales, y cuando entramos lo hicimos porque nos daba la solvencia, es una naviera italiana que se llama MOBY. los bonos están asegurados por la flota de barcos, (todos recordaremos esas imágenes de los barcos con Piolín en el puerto…pues esos barcos son). Los barcos se valoraban en diciembre de 2017 en mil millones de €, la deuda neta que tiene la compañía es de 400 millones, y eso sumado a los barcos, un activo que un auditor externo me garantiza que valen 1.000 millones… Aún así hemos vendido porque la compañía solo en el semestre, sobre todo por los precios de combustible y por no poder transmitir esto a los precios de los pasajes, ha perdido 60 millones. Si lo analizamos, una compañía que pierde 60 millones y que tiene un capital de 100 millones, es muy peligroso seguir en ella; hemos perdido algo de dinero, pero ese es nuestro trabajo, no siempre todas las cosas salen bien, sabíamos que era arriesgada y estábamos vigilantes y el tema era salir antes de que haya más problemas.

¿Qué es lo que ha aprovechado para comprar en las últimas turbulencias que hemos visto en los mercados?

Este verano hemos aprovechado para comprar bonos del banco Garanti, que podemos decir que es casi una filial del BBVA tiene un 49.7%, donde para comprarlo se gastó 7.000 millones €, lo tiene valorado en 4400 millones, pensamos que dentro de 10 meses (que es cuando vence ese bono) compramos casi a dos dígitos de rentabilidad, es un bono deuda Senior. Que es un país con dificultades eso es indiscutible, que es un país más que dificultades que se ha enfrentado a Trump con unos temas políticos muy graves, pero sí penamos que el Garanti Bank va a estar ahí dentro de 10 meses. Como es arriesgado solo tenemos un 1% en esta compañía.

¿Cada vez le cuesta más encontrar posiciones atractivas en el mercado de Renta fija, o las hay?

Las ahí. Lo cómodo sería tener letras del tesoro al 4, pero si lo dieran así nunca nos hemos conformado con la rentabilidad que te da el activo libre de riesgo, nuestro trabajo de gestor es ganar a la inflación y ganar al activo libre de riesgo, porque sino te vas al banco de España y compras las letras.

Ha sido recurrente en esta última crisis la burbuja en Renta Fija, ¿Usted qué ve de esa burbuja?

La burbuja en bonos gubernamentales es clarísima, es decir, en España no estamos emitiendo más deuda, e decir, venimos de tener una deuda sobre PIB inferiores al 70% y estamos por encima del 100, ¿eso es sostenible en el tiempo si además vamos a políticas de mayor gasto público de no disminución de déficit y de subida de impuestos?… pues el día que tengas que recortar, ¿Qué vas a hacer? ¿Seguir subiendo los impuestos? Pues al final todo eso se te vuelve.